Crédito fotografía: 
Archivo El Día
La autoridad comunal aseguró que, luego de que el alcalde Alí Manouchehri no haya realizado esta semana una reunión para analizar el caso de una exfuncionaria que portaba sustancias y sus nexos, exigirá en el próximo Concejo medidas inmediatas.

El exseremi, exintendente y actualmente concejal por la comuna de Coquimbo, Mario Burlé Delva, sigue muy preocupado por diversos aspectos del andar municipal. Pero sin dudas, uno que le ha inquietado de sobremanera durante la última semana dice relación a lo que se conoció hace ocho días, luego de que se filtrara un video donde se vio a una funcionaria, ya desvinculada, manipulando drogas. Este hecho, a juicio de Burlé, no puede pasar de largo, por lo que incluso ha sido entusiasta en plantear al alcalde de Coquimbo, Alí Manouchehri, una reunión para así exponer con claridad a los concejales cuáles son los antecedentes que tiene y las medidas que se proyectan. Pero, por ahora todo está en veremos.

-¿Por qué es una materia en la cual usted ha insistido, concejal?

“No tengo pruebas, pero nadie puede negar que esto es sólo la punta de un iceberg, ya que han habido problemáticas de drogas en otras municipalidades, donde lamentablemente el narcotráfico se ha sumergido con todo. Yo quiero ser bien claro en esta materia: no por culpa de algunos vamos a dilapidar a todos los funcionarios municipales; y en segundo término, un consumidor es un enfermo y hay que tratarlo como tal. Por lo tanto, hay que acogerlo y respaldarlo. Pero cuando estamos ya frente al narcotráfico y la venta, eso es peligrosísimo”.

-¿Cree, por tanto, que los concejales deben realizarse un test de drogas?

“Yo insto a que no sólo los concejales, pues incluso las autoridades que están en primera línea también lo deben hacer. No hay que olvidar que la Ley Orgánica Municipal señala que no pueden ser alcalde ni concejales quienes están vinculados a drogas o consumo. Pero la única manera de saber si es consumidor o no es a través de un examen”.

-¿Nota alguna resistencia a someterse a éste examen?

“He oído voces disidentes, que señalan que esto es meterse en la vida privada de las personas. Pero ocurre que un consumidor no tiene plena autonomía ni libertad. Pero hay un aspecto que es esencial: el que nada hace, nada teme, y yo voy a seguir insistiendo que los concejales tenemos que hacernos un test de drogas por un aspecto de transparencia, luego de conocerse hechos que son preocupantes. Es cosa de leer lo que se comenta en las redes sociales y los vecinos lo demandan, porque la droga es una lacra tremenda”.

-¿Cree que puede haber alguna autoridad o funcionario importante que no quiera realizarse el examen, por temor a que se conozca algún antecedente?

“Yo no digo que haya personas que no quieran, pero perfectamente podría existir alguien que tenga temor. Posiblemente puede haber un consumidor o alguien vinculado a la droga, y lamentablemente el peor caldo de cultivo para estos hechos son las municipalidades. Es cosa de ver las noticias y cómo concejales en otras ciudades del país han sido imputados y condenados por narcotráfico. Nadie dice que en Coquimbo no pueda haber, yo no digo que hay, pero como se dice ‘la mujer del César no sólo tiene que serlo, también tiene que parecerlo’. En consecuencia, soy un ferviente partidario de que se realicen estos tests”.

-Lo cierto es que el alcalde no ha respondido a la solicitud, realizada por concejales en los medios de comunicación, para efectuar una reunión sobre esta materia ¿por qué esta instancia ha demorado, a su juicio?

“No hemos tenido y ya no vamos a tener ninguna reunión esta semana, y durante la próxima vamos a tener la sesión de Concejo Comunal, específicamente el miércoles 22. Sin embargo, voy a proponer como punto de tabla abordar este tema, porque yo lo considero de extrema gravedad y las cosas hay que aclararlas. No podemos decir que se trata de un hecho aislado, porque nos vamos de circunstancia en circunstancia y luego nos podemos encontrar con tremendas sorpresas. La tolerancia cero tiene que ser una realidad”.

-¿Todos los concejales deben hacerse el test, aunque se apele a aspectos de decisión individual?

“Por supuesto, es prudente que lo haga el alcalde, los concejales, los jefes de servicio, porque tenemos que dar una señal contundente a los vecinos de Coquimbo. Esto porque en una época en la que todas las instituciones y todas las autoridades están cuestionadas, es necesario dar un ejemplo. El alcalde es deportista, no me cabe duda que él también está dispuesto a someterse”.

-¿Qué tipo de exámenes deberían realizarse?

“A mi juicio, no sólo que demuestren el consumo de uno o dos meses atrás. Ojalá de mucho más tiempo, entiendo que podría llegar a medir hasta seis meses atrás. Si existiera un test que llegara a un año, mejor todavía, porque esto podría ser sólo la punta del iceberg”.

-¿Qué espera respecto de la investigación en manos del Ministerio Público?

“Aguardo que la Fiscalía investigue a fondo para descartar que existe alguna otra situación anómala. Lo cierto es que la opinión pública está al tanto de lo que podría ser, si así se demuestra, un ilícito. Hemos tenido todas las precauciones, sobre todo si hablamos de personas, porque no nos consta. Yo sólo trato de que mi opinión sea objetiva, incluso más allá de mi visión como concejal, sino también como abogado”.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X