Crédito fotografía: 
El Ovallino
Durante la dictadura militar Lucy Cortés dio a luz a su hijo Rodrigo Veliz en el Hospital de Ovalle, a los días siguientes del parto le comunicaron que el recién nacido había fallecido, pero ella nunca vio el cuerpo. Tras una exhumación al nicho durante la semana pasada se descubrió que no estaban los restos del niño.

El Ovallino 

Durante la semana pasada se realizó una exhumación en el cementerio de Monte Patria producto de una investigación por una posible sustracción de un niño recién nacido en el Hospital de Ovalle durante el período de la dictadura.

El procedimiento no arrojó buenos resultados, ya que en el nicho no se encontraron los restos del menor, llamado Rodrigo Veliz, por lo que la madre aún deberá esperar para encontrar respuestas a su inquietud.

Lucy Cortés, la madre del caso, en conversación con diario El Ovallino contó los detalles que recuerda de aquel día en la década del 70, “cuando fui me dejaron lista para tener una operación, me iban hacer una cesárea, porque yo ya había dejado de tener hijos como hace 10 años, me prepararon pero después el doctor me examinó y dijo que podía tener a la guagua en parto normal”, comienza relatando.

“Cuando tuve a mi guagua me dijeron que era un varón, yo creía que iba ser una niñita, incluso le había comprado todo rosado, en ese tiempo no se hacían los exámenes para saber si era niño o niña antes de nacer”, agregó la madre.

Sin embargo, de ahí en adelante cambió el rumbo de lo que normalmente esperaría una madre, “nunca me lo mostraron ni nada, recuerdo que él lloraba mucho, me dejaron en una camilla y después me llevaron a una cama de pensionados y me dijeron que al otro día me lo iban a entregar”, recuerda Lucy, puntualizando que “no dormí toda la noche, pensaba mil cosas, lloraba y soñaba cosas, y al otro día me volvieron a decir que estaba enferma la guaguita”.

A los dos días le dieron el alta a Lucy Cortés y además le comunicaron que su hijo, Rodrigo Veliz, había fallecido por supuestos problemas respiratorios que tuvo al nacer. Sin embargo, ella nunca vio el cuerpo.

 

Inicia la investigación

Lucy Cortés nunca sospechó que su hijo podría haber sido sustraído, tuvieron que pasar varios años para que se lo cuestionara, “yo como a los 30 años recién ,me vine a percatar, yo estaba convencida que mi guagua había fallecido, le llevaba florcitas a la tumba. Un día conversando con una persona me dijeron que mi guagua no podría haber nacido asfixiada, porque las guaguas que nacen así no lloran”, declaró la madre.

De esta manera, Lucy buscó ayuda para esclarecer los hechos, una de las organizaciones a la cual acudió fue la Corporación Madre e Hijos Se Busca. La presidenta dicha institución, Alicia Acuña, recuerda que “por el año 2019 se acercó ella a conversar con nosotros, porque ella tenía la sospecha de que el cadáver que estuviera en el cementerio no fuera el de su hijo, ella hizo la denuncia correspondiente con el ministro Vicente Hormazábal (juez a cargo de casos de violaciones de derechos humanos) y con el INDH, ella nos contó que le pasaron la urna sellada, nunca vio el cuerpo, que es algo constante que le pasó a madres en ese tiempo”, apuntó.

En medio de esta investigación se ordenó la exhumación del nicho en donde se encontraría el cuerpo de Rodrigo Veliz junto al de su abuelo, pero solo los restos de este último fueron hallados.

“En realidad para mí fue una sorpresa bastante grande y dura, he tenido mucha preocupación y mucho que pensar. Yo quiero saber dónde está, para sacar el ADN, eso me conformaría a mí”, manifestó Lucy Cortés.

Para finalizar, la madre espera que la investigación pueda continuar, para así encontrar respuestas de lo que realmente ocurrió con su hijo.

 

Casos similares

La presidenta de la Agrupación de Detenidos Desaparecidos, Anita Merino, comentó un caso similar a este ocurrido en Ovalle, se trata de una pequeña de tres meses llamada Corina Maluenda, “ella estaba enferma y la mamá la llevó al hospital y la dejaron hospitalizada, el padre de la niña fue torturado en el regimiento y llevado a la cárcel de La Serena. La madre fue a ver a su marido a la cárcel, sabiendo que la niña estaba hospitalizada en buenas manos, y al volver le dijeron que la niña no estaba y que había fallecido, pero nunca le entregaron el cuerpo”.

Por su parte, Alicia Acuña desde la Corporación Madre e Hijos Se Busca explica las similitud que tienen estos dos casos como muchos otros a lo largo del país, el factor común es que la mayoría de las mamás fueron a tener estos niños sustraídos fueron solas, por ejemplo partos de urgencia, la mayoría de ellas se encontraba en una situación de bastante vulnerabilidad, no solo económica, sino también de tipo afectiva, hay que entender que ahora una mujer va con el esposo o un familiar y lo dejan entrar al parto, en ese tiempo no”, señaló.

De esta manera, a pesar de los años, las madres no cesarán en la búsqueda de justicia por sus hijos o por otros familiares desaparecidos durante la dictadura militar.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X